El efecto Pigmalión de Divina Pastora

41887286 - happy child playing with toy wings against summer sky background

Corre, vuela, no te detengas. Nos ha encantado el nuevo anuncio de Divina Pastora. ¿Lo habéis visto? La idea está basada en el efecto Pigmalión, que describe como la creencia que tiene una persona sobre otra, puede influir en el rendimiento de esta última. El nuevo spot publicitario pretende trasladar a la sociedad un mensaje de concienciación sobre la importancia que tiene la motivación en cualquier ámbito de nuestras vidas.

¿Somos y actuamos en función de lo que se espera de nosotros?

¿De qué manera puede verse alterado nuestro comportamiento a partir de las creencias que tienen los demás sobre nosotros?

Si a tu hijo antes de una carrera le dices, te vas a caer, se caerá. Porque le has hecho creer en esa posibilidad. Si por el contrario le dices, corre, vuela, no te detengas, ese niño jugará mejor que si nunca le hubieses dicho nada.

Hay una responsabilidad ineludible en la manera que hablamos y tratamos a los demás, ya que nuestras palabras tienen más poder del que imaginamos. Cada día tenemos dos opciones, cortar las alas de los demás hablando de miedo e incertidumbre, o dejar que nuestras palabras les empujen hacia su meta confiando en la capacidad infinita de todo ser humano. La confianza que los demás tengan sobre nosotros puede darnos alas para alcanzar los objetivos más difíciles.

Y es que Pigmalión tiene una explicación científica: hoy sabemos que cuando alguien confía en nosotros y nos contagia esa confianza, nuestro sistema límbico acelera la velocidad de nuestro pensamiento, incrementa nuestra lucidez y nuestra energía, y en consecuencia, nuestra atención, eficacia y eficiencia. La confianza en uno mismo, aunque sea contagiada por un tercero, puede darnos alas.

Por primera vez una compañía aseguradora opta por no difundir un mensaje publicitario que apele al miedo y a la precaución de las personas ante la vida, sino todo lo contrario,  quiere invitarles a vivir la vida al máximo. Todo amparado bajo un eslogan motivador “No te detengas”.

Corre, vuela, no te detengas, y si te caes, tu compañía aseguradora estará a tu lado para levantarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Accepto la política de privacidad


*